Conectate
Arriba

Música potencia y desarrolla las habilidades de los niños

La música es un tipo de lenguaje que nos permite comunicar sin necesidad de utilizar el lenguaje oral.

Desde los orígenes de la civilización, la música está presente y puede tener un importante efecto en la conducta y la expresión de las emociones.

Actualmente, son numerosos los estudios que pretenden descubrir la implicancia que tiene la música en la rehabilitación de sujetos con trastornos comunicativos, conductuales y del ánimo.

“La musicoterapia aborda al sujeto desde sus potencialidades e intereses para luego disminuir sus limitaciones. La música propone una intervención en donde es el propio sujeto protagonista de su rehabilitación”, explica Katherine Dinamarca, académica de la Escuela de Fonoaudiología de la U. Andrés Bello.

¿Por qué la música puede aparecer como una ayuda terapéutica idónea? Según explica la fonoaudióloga, “la música es un lenguaje universal que traspasa todo tipo de barrera idiomática, económica y valórica. Todos podemos disfrutar de ella de una forma singular y única. La música es un tipo de lenguaje que nos permite comunicar sin necesidad de utilizar el lenguaje oral; otorga la posibilidad de expresar en forma integral todo tipo de emociones. De esta forma, a través de la música es posible potenciar y desarrollar habilidades cognitivas, sociales, afectivas y psicomotrices”, explica.

Una herramienta

En el área afectiva, la música aparece como una excelente herramienta para ayudar a niños con dificultades en la autoestima y seguridad. “A través de ella pueden externalizar y canalizar sus emociones”, afirma la profesional.

En el área social, la música colabora en el desarrollo de habilidades comunicativas, desarrollo del lenguaje, interacción social, entre otros. “Por ello, es ampliamente usada en la intervención en niños con trastorno del espectro autista”, subraya Katherine Dinamarca.

En tanto, en el área cognitiva, la música puede contribuir a mejorar las habilidades de atención-concentración, memoria, creatividad. “Por esta razón es que comienza a ser objeto de estudio y utilizada en niños con hiperactividad”, agrega.

Por último, en el área psicomotriz, se sabe que la música contribuye a desarrollar las habilidades sensoperceptivas, habilidades de coordinación corporal, motricidad, relajación y expresión gestual.

“Los efectos que la música provoca en nosotros son innumerables. Sin duda queda mucho aún por investigar y descubrir, pero lo cierto es que es un tipo de lenguaje universal, heterogéneo y asincrónico, por tanto, una excelente herramienta que podemos utilizar para potenciar el desarrollo integral de los niños”, dice la académica de la U. Andrés Bello y agrega que “la música nos permite jugar, acercarnos a sus emociones, a adentrarnos a su mundo interior, lo que sin duda potenciará una comunicación más estrecha que permitirá desarrollar aún más y mejor las habilidades de cada niño.

Déjanos tus comentarios!

comentarios

Más en Lo más visto

Sonríe Mamá & familia es un medio de comunicación que cuenta con un sitio web, una fanpage y una revista de papel a través de los cuales intenta acompañar a los padres y familias actuales en la crianza de sus hijos. Contamos con columnistas que nos apoyan con temas de salud, sicología y educación además de un equipo humano comprometido con la labor de informar.

Contáctanos

Copyright © 2017 Sonríe Mamá - LaPagina.cl