6 prácticos y saludables snacks veraniegos

Las vacaciones son, sin duda, el momento perfecto para relajarse y olvidarse de todo, incluso de la dieta. Y es que es casi imposible no dejarse tentar por el vendedor de cuchuflies y barquillos, de palmeras, los refrescantes helados o el carrito de los churros, aunque estos son una verdadera bomba calórica que no tomamos en cuenta cuando disfrutamos.

Y si bien es verano y es la excusa perfecta para disfrutar, pero no puedes dejar de pensar en todo el esfuerzo que hiciste durante el año para poder verte perfecta en el traje de baño o no quieres descuidar la alimentación de tus hijos, la nutricionista de Clínica Origen, Natalia Arévalo, entrega sencillos y sanos snacks para llevar a la playa o a la piscina:

1. Galletas de avena, manzana y miel (3 unidades=140 cal.): Se necesita mezclar 1½ taza de avena, ½ cucharada de polvos de hornear, 1 manzana rallada, 1 huevo, 3 cucharadas de miel y una pizca de canela. Se unen los ingredientes y se deja en el refrigerador por 30 minutos, luego moldeamos las galletas y se hornean por 20 minutos más.

2. Frutos secos (20 unidades=110 cal.): Un clásico, pero es una alternativa práctica y rápida. Basta con separar almendras o pasas y consumir a media mañana o tarde.

3. Sándwich dulces (1 porción=210 cal.): En dos rebanadas de pan de molde, de preferencia integral, se agrega chocolate amargo derretido, trozos de frutillas o mango y canela a gusto y está listo para disfrutar en las tardes de playa.

4. Helados caseros (1 porción= 70 cal.): Mezclamos yogurt natural o leche descremada con las frutas naturales favoritas, se licuan y se dejan la noche anterior en un contenedor para helados en el congelador. Si te gustan muy dulces puedes agregarle endulzante o cacao amargo para darle un sabor distinto.

5. Limonada: Logrará saciar la sed mejor que una bebida azucarada y es una alternativa perfecta para hidratarse. Sólo se exprimen dos limones y se mezclan con 1 litro de agua y la menta o albahaca. Se licua y enfría por un par de horas en el refrigerador y queda lista para disfrutar.

6. Pizzadilla (1 porción=220 cal.): Se rellenan dos masas de tacos con salsa de tomate, se agrega queso light, jamón de pavo y orégano, se forman quesadillas y se colocan un par de minutos al horno. Almacena en bolsas herméticas y es un snack perfecto para la tarde.

La especialista además recomienda evitar el consumo de snacks altos en calorías como papas fritas, ramitas y galletas dulces y hace un llamado a preferir frutas como manzanas, naranjas, duraznos, ciruelas, guindas y berries en general.

Escrito por
Más por Sonrie Mama

Concurso libro “Liveat” de Javiera Suárez

Desde hace un tiempo que comer saludablemente dejó de ser sinónimo de...
Leer Más

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *