Lo que debes saber del chequeo ginecológico

Muchas veces las mujeres manifiestan dudas respecto a los controles necesarios para cuidar su salud y prevenir problemas propios de su género. En el caso de las madres de adolescentes, pueden no saber bien a qué edad deben llevar a sus hijas al ginecólogo.

El Dr. Carlos Gómez Lira, ginecoobstetra de Centro Médico Ensalud, entrega a continuación algunas pautas importantes a tener en cuenta.

  • El PAP debe realizarse a un año de iniciada la actividad sexual, con una frecuencia ideal de cada 1 o 2 años.
  • La detección de VPH es un complemento del PAP que mejora el diagnóstico de lesiones iniciales. No es recomendable antes de los 30 años ya que el 60% de la población se contamina con el virus antes de esa edad. El 90% (de las que tienen contacto con el virus) lo elimina espontáneamente, el 10% no tiene capacidad inmunológica para eliminarlo y queda con una infección persistente. Este es el grupo de riesgo que puede ser detectado después de los 30 años.
  • El tacto vaginal se realiza después del inicio de la actividad sexual, idealmente una vez al año. Es parte del examen ginecológico.
  • La ecografía ginecológica se puede realizar por vía abdominal en mujeres que no han iniciado actividad sexual y transvaginal en aquellas que sí lo han hecho. Permite evaluar la anatomía del útero y los ovarios (quistes, miomas), como también evaluar algunos aspectos del funcionamiento del ovario y los cambios del endometrio (en estudios de fertilidad).

Examen de mama

  • Las enfermedades de la mama pueden clasificarse en benignas (mastopatía fibroquística, quistes, fibroadenomas, mamas supernumerarias) las que pueden ser sintomáticas y malignas, como diferentes tipos de cáncer.
  • La influencia de factores hereditarios es importante en alrededor de un 10% de la población (en que las posibilidades de aparición son muy altas), pero el 90% de los cánceres ocurre en mujeres sin antecedentes familiares.
  • Los métodos diagnósticos de elección son la mamografía y la ecotomografía (existiendo otros complementarios como la Resonancia Nuclear Magnética).
  • En mujeres sin antecedentes familiares se recomienda una primera mamografía a los 35 años y anual a partir de los 40 años.
  • En aquellas mujeres con antecedentes familiares se adelanta en 5 años, o sea, la primera a los 30 años y anual a partir de los 35 años.
  • La ecografía mamaria es un complemento indispensable que mejora la capacidad diagnóstica, ya que detecta signos distintos. Se deben realizar ambas. Es el método diagnóstico de elección en mujeres menores de 35 años.

Fue útil esta nota?

Escrito por
Más por Sonrie Mama

Junji llama a potenciar la educación al aire libre

Las cuarentenas por el Covid-19 dejaron a millones de niños y niñas...
Leer Más

3 Comments

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

" />