Educación: ¿qué es el aprendizaje basado en proyectos?

Casi 200 profesores, directivos escolares y representantes de la organización civil se congregaron en Fundación Chile para escuchar a las expertas norteamericanas en Educación, Michelle Pledger y Jeannette LaFors, quienes expusieron sus experiencias en la implementación de la metodología de Aprendizaje Basado en Proyectos (ABP). Esta actividad fue coorganizada con el Ministerio de Educación, con el apoyo de la Embajada de Estados Unidos en Santiago.

Esta metodología promueve aprendizajes más profundos, vinculando el currículum escolar con la realidad de la escuela en un mundo de acelerados cambios. Los estudiantes son motivados para abordar un desafío de su entorno, investigarlo y aplicar su conocimiento al desarrollo de nuevas soluciones.

“Hace 10 años no existía Netflix, Whatsapp, ni los vehículos autónomos, tampoco estaba tan desarrollada la inteligencia artificial. Cuando uno ve a un niño que entra hoy al colegio bajo el método tradicional, la pregunta es ¿qué le enseñaremos para este mundo cambiante?”, sostuvo Marcos Kulka, Gerente General de Fundación Chile.

Transformar la sala de clases

Por su parte, Sebastián Marambio, Director del Centro de Innovación del Ministerio de Educación, planteó que uno de los propósitos de la institución se relaciona con esta temática. “Como Centro de Innovación tenemos el objetivo de lograr que la experiencia de la sala de clase se transforme. Que sea más personalizada, donde los estudiantes sean más protagonistas de su aprendizaje. El ABP es una fórmula donde hay bastante experiencia y conocimiento sobre cómo se puede lograr esto, con herramientas prácticas y concretas”, indicó.

En esa línea, Marambio motivó a los profesores presentes a atreverse a implementar esta metodología. “La invitación es a entusiasmarse y partir por hacer un proyecto. No pasemos años pensando en todas las dificultades para transformar el colegio por completo. Partamos por un proyecto, pero partamos hoy. Y cuando veamos las reacciones de los estudiantes, será mucho más fácil ver las oportunidades por sobre las dificultades para masificar el ABP”, afirmó.

Te puede interesar:  Moños y colas muy tirantes pueden causar pérdida de cabello

Aprender a desaprender

El seminario contó con la charla de Michelle Pledger, codirectora del Núcleo Aprendizaje Profundo de High Tech High, quien a partir de su experiencia en una red de 14 escuelas de California compartió principios de esta metodología, que podrían servir para implementar el ABP en Chile.

“Tuve que aprender a desaprender. Tuve que desaprender el modelo en donde el profesor es alguien que solo habla o da un libro. Tenemos que reaprender a rehumanizar la experiencia de aprendizaje y darnos cuenta que cada alumno tiene experiencias, vivencias, ideas y preguntas. Se aprende haciendo, debemos enseñarles a nuestros estudiantes a no temer al fracaso. Mientras más oportunidades tengan de hacer esto, construirán su resiliencia”, destacó.

Entre las claves proporcionadas por la experta en ABP a los docentes chilenos sobresalen:

  • Personalización: Tiene que ver con que los proyectos de los estudiantes estén conectados con sus pasiones, y que el trabajo de acompañamiento sea a través de equipos docentes que conozcan a cada uno de sus alumnos, incluso visitando sus hogares.
  • Trabajo auténtico: Se relaciona con desarrollar proyectos en terreno que sean relevantes para los estudiantes y sus comunidades, que incluyan el apoyo de profesionales y expertos en distintas materias.
  • Diseño colaborativo: Se vincula con la co-creación entre profesores y estudiantes, al igual que compartir ideas entre los distintos participantes durante el proceso educativo.
  • Equidad: Se traduce en que no hay selección de alumnos y todos tienen la misma oportunidad de aprender a través de proyectos.

Herramienta efectiva

Jeannette LaFors, Doctora en Educación de la Universidad de Stanford, quien ha participado en experiencias de implementación del ABP en Chile, en escuelas públicas y particulares subvencionadas en contextos vulnerables, destacó que se debe considerar que el ABP no es el fin, sino una herramienta que permite realizar aprendizajes efectivos.

Te puede interesar:  ¡Niños secuestrados por las pantallas!

“En mi opinión esta metodología pone a los estudiantes en el centro, y nos permite asegurar que tengan oportunidades para que sean protagonistas de su aprendizaje. Si ellos creen en sí mismos, apuntaremos a un aprendizaje más profundo y a la autorrealización”, apuntó.

Las conclusiones y los desafíos serán plasmados en un documento que durante 2019 será entregado al Ministerio de Educación. De este modo, se espera que esta iniciativa sirva como base para masificar la metodología ABP y articular una red en torno a los esfuerzos que se están llevando a cabo en todo el país.

 

Escrito por
Más por Sonrie Mama

Niños que comen tierra o arena: ¿qué hacer?

Cada tarde las plazas se llenan de niños que van a andar...
Leer Más

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *