Para que un niño adquiera el lenguaje e incremente de manera efectiva su vocabulario los padres tienen que hablarle. También es aconsejable que al menos una vez al día lean un cuento. Por eso es importante tener libros en casa para que los hojeen y observen los dibujos.

A los 2 años el niño debiera conocer 300 palabras y debiera estar en grado de expresarse con frases formadas de 2 palabras. A esta edad aprenden con mucha velocidad. Dicen por ejemplo: “Perro ladra”.

Leer artículo completo